Etiquetas

, , , , , , ,

No es un texto de reciente publicación, pero yo acabo de descubrirlo. Roberto Cortés Conde explica en sólo doce páginas la economía política del peronismo (1946-1955). Particular interés puede generar el gráfico de la página 11.

En pocas palabras, el peronismo significó un punto de quiebre en la historia argentina, del cual ya no hubo retorno.

Resumen

A partir de 1946, con la llegada de Perón al poder, se creó un nuevo marco institucional que redefinió el rol del Estado en la economía, aumentando el poder de intervención que éste habla adquirido durante el período de entreguerras y la crisis del ’30. Las medidas económicas imple mentadas, su naturaleza y el proceso de toma de decisiones en que se originaron, dieron lugar a un largo conflicto distributivo y a la pérdida de legitimidad del sistema político. La política de pleno empleo y mantenimiento de los salarios reales; el proteccionismo explícito en la necesidad de adquirir permisos de importación discrecionalmente otorgados por el gobierno; el subsidio implícito a ciertas industrias a través del otorgamiento de crédito a tasas de interés nominal menores que la inflación; la modificación de la Carta Orgánica del Banco Central, la consecuentemente posible creación de dinero para cubrir los déficit fiscales y el financiamiento inflacionario; la nacionalización de los depósitos; la utilización de los fondos del sistema de seguridad social, todas estas medidas favorecieron a algunos y perjudicaron a otros. Los beneficiados formaron una coalición implícita que se opuso a todo cambio que modificara el status quo; algunos perjudicados constituyeron grupos de presión para participar del reparto pero otros, se encontraron con dificultades para organizarse y proponer una alternativa viable. Eso explica por qué, una vez instaurado ese nuevo marco institucional, fue tan difícil cambiarlo.